Construcción de cariocas y palos de lazos

Estos elementos pueden ser construidos por niños desde 4 años de principio a fin y son un ejercicio extraordinario para la coordinación.

Nosotros los hemos fabricado con unos calcetines largos o leotardos cortados a su altura y un poco de arroz en los extremos. Atamos bien la bola que forma el arroz y pegamos unos lazos en la punta con la pistola de silicona. Si no tenéis pistola de silicona los podéis coser

Si este ejercicio les gusta, se pueden hacer o comprar unas cariocas más profesionales que les van a ayudar muchísimo en la concentración y el movimiento dirigido.

Las cariocas se “bailan” haciéndolas girar con las dos manos, se comienza con un movimiento de muñeca a ambos lados del cuerpo y se va ampliando la dificultad cuanto más control se tiene hasta que puedes moverte mientras las mueves a tu alrededor sin golpearte. Es un ejercicio apto para cualquier edad.

Una vez se consigue algo de control de movimiento este ejercicio les proporciona autoestima y una sensación alegre y activa de ver mover los lazos de colores a su alrededor.

Para los más pequeños podéis pasárselas por las muñecas y que lo agarren con la mano para que no salgan disparadas, es aconsejable poner una cantidad de arroz pequeña para que no duela mucho al golpearse, pues antes de aprender hay que darse con ellas varias veces.

El ejercicio con el palo de lazos tiene más que ver con la destreza en los dedos de la mano, ya que consiste en pasar el palo rodando por todos los dedos. En ambos casos podéis ver tutoriales en YouTube.